El “colega que entiende” y el daño a los profesionales

La idea de esta entrada me la dio mi vecino de arriba la pasada semana,bueno siendo justos la intención de él no era dármela,pero los acontecimientos así lo sugirieron.

La mañana del sábado comenzó con una gran gotera en el pasillo del piso superior de mi casa (vivo en un dúplex),con el consiguiente disgusto por parte de mi mujer al ver el destrozo,fin de semana,los niños por medio,etc…después de poner en marcha todas los procedimientos habituales en estos casos,llegó el fontanero de mi seguro a casa y vio que el problema no era de mis tuberías,que era una filtración del piso superior.

34527945_1

A todo esto ya era domingo y habíamos pasado 24 horas de cubos,toallas y un inquietante sonido de gotitas cayendo del techo,que os aseguro que a las 3 de la mañana con todo en silencio es bastante desagradable,pues bien,el fontanero me sugirió que debíamos subir a casa del vecino y ver el problema…y aquí es donde cobra sentido el título de esta entrada, pues cual fue nuestra sorpresa cuando descubrimos que el problema era un grifo de la bañera que estaba mal instalado,brillante y nuevo,pero mal instalado.Debo decir que mi vecino en un acto de honestidad que le precia,nos dijo que un “colega que entiende” y él lo habían instalado el día anterior (fecha de la gotera);mi cara,mi expresión corporal,y mis amables palabras le hicieron ver que eso no se hace así,para eso están los profesionales,que por una módica cantidad,realizan un buen trabajo y de paso se contribuye al movimiento de la economía que repercutirá en que su jefe(el de mi vecino) no se vea obligado a cerrar y despedirlo…yo creo que no lo entendió muy bien,pero es tan sencillo como parece.

Pues bien,esto lo traslado al mundo de la fotografía,y sobre todo a la fotografía de bodas, y el mal que está haciendo el “colega que entiende ” ya que de la misma forma que mi vecino y su colega me hicieron una gotera de mil demonios,en el campo de la fotografía los daños son aún peores puesto que ante un momento único,no hay fontanero, escayolista y pintor que luego lo puedan reparar.

Resumiendo,con los colegas en el sentido cañí de la palabra,lo mejor es irse de cañas,y el grifo que lo instale un profesional ;-).companero-amigos-colegas

 

Esta entrada fue publicada en Consejos, Fotografía, Fotografía de bodas y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El “colega que entiende” y el daño a los profesionales

  1. Pingback: Imaginación y locura en la fotografía de boda | Blog Fotógrafos Pardo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *